Realiza una Búsqueda

Hilfiger Woman Flower Violet by Tommy Hilfiger

Este perfume de comienzos del 2013 es la primera variante que se crea para Hilfiger Woman del 2010, proponiéndose como el primero de una serie de ediciones llamada "Flower" en la que se aprovecha la nota de una flor en particular, en este caso con el aporte de violetas sobre una base similar al perfume original. El envase presenta una variante con respecto al diseño de botella de Hilfiger Woman, siguiendo un formato más recto y alargado con un líquido en tono violeta suave, destacando un adorno en la zona del spray que consiste en una flor removible de tela listada en blanco y violeta. En el sitio de Tommy dedicado a ventas de productos destacan que las notas básicas del perfume son: violetas, frambuesa y vainilla.

En partida el perfume se apega a una estructura con dominio frutal, con participación de frutos rojos cercanos a la frambuesa combinada con guinda y un tipo de mandarina que muestra aproximaciones al lado floral sobre los 5 minutos hacia fresias, agregando una veta de damascos o duraznos cremosos como en Dreaming de la misma marca que pasan pronto a un estilo de gardenias con tuberosas pero teniendo un dejo de fruta madura ácida que se percibe a partir de los 10 minutos, sumando en este punto nuevos grupos florales que incluyen rosas dulces y algunos tonos presentes en Kenzo Amour y que dan la idea de un ámbar o tonka con base en vainilla fragante, afinándose el aroma sobre los 20 minutos al reducir el acabado de fruta madura y centrándose en flores más puras que rondan las fresias alimonadas con una flor de manzano que da un aroma cercano al final de DKNY Be Delicious. En fase media a 30 minutos la fragancia suaviza su aroma rebajando a un mínimo el aporte de fruta madura y centrándose en un aroma de fresias alimonadas con influencia de pera y capas limpias más clásicas de jazmín y lirios del valle con una rosa suave que trae recuerdos de porciones de perfumes de los años noventa como Gucci Envy y 5th Avenue de Elizabeth Arden, aumentando la proporción de ámbar y musk con un dejo de vainilla de baja influencia que reemplazan la tibieza inicial de la crema de tuberosa, llegando a 1 hora a un tono mucho más alimonado en lirios del valle y fresias, con una oscilación de las rosas en peonías rosadas y blancas con grosellas rojas. A las 2 horas el perfume conserva una estructura de tonos mas dulces que todavía están centrados en fresias con peonías blancas e incluyendo una inclinación a lirios del valle por el lado alimonado, siguiendo a las 3 horas un enfoque femenino e inocente que recupera las líneas cremosas de durazno a la gardenia en un estilo delicado y lejano a la primera propuesta de tuberosa con fruta madura, volviendo la nota de rosa como un fondo polvoso que entrega aportes discretos de frambuesa no ácida, llegando a las 4 horas con un acabado elegante con alta proporción de florales delicados centrados en rosas jóvenes a la peonía, fresias alimonadas y un punto dulce que se acerca a peras con una crema de vainilla que parece contener polvosos de violeta muy apagados, siguiente un estilo parecido al de Romance de Ralph Lauren pero más fresco y suave. A las 6 horas la fragancia repunta en trazas frutales rojas más fragantes que incluyen mezclas de frambuesas con lichís, aumentando la capa de crema de gardenias con tuberosas que superan a la capa floral delicada conservando un alimonado de fresias, volviendo por momentos a las 9 horas el tono de fruta madura centrado en durazno y acompañado de fresias con un concentrado de mandarinas muy puntual como evolución del frutal rojo, estabilizándose el aroma a 12 horas con nuevos ajustes de balance de las notas anteriores que retornan a tonos delicados de fresias y lirios del valle con una base cremosa más neutra a la vainilla con gardenia y un dejo de mandarina dulce que complementa el fondo ácido de frambuesas. En fase final a las 24 horas el perfume vuelve a presentar un enfoque floral tibio un poco más dulce y más denso al incluir el efecto de crema, bajando la carga alimonada de las fresias y apegándose a una línea de peonías suaves con un aporte bajo de vainilla que incluye referencias mínimas a madera y ámbar, con las frutas mostrando apariciones alineadas con las flores en pera, durazno y frambuesas de baja acidez.

El perfume destaca por un apego a líneas delicadas y femeninas, sin una referencia obvia o dominante a una nota de violeta como propone su nombre, conservando un desplante similar al de su predecesor directo Hilfiger Woman pero rebajando en una etapa inicial la presencia de los frutales en favor de flores centrales con un fondo de crema que dan a nivel de diario una aproximación primaveral y veraniega de ciudad, con cierta preferencia social pero sin sentirse desperdiciada en solitario y alejándose de actividades deportivas. En oficina el aroma privilegia una imagen limpia y de rasgos profesionales en épocas calurosas, con cierta nostalgia a perfumes de la década del noventa como Romance, Gucci Envy y 5th Avenue, destacando por intensidad de manera más natural entre colegas o en reuniones a corta distancia en espacios pequeños, con un efecto memoria mediano que se ve afectado por la estela suave que proyecta, recordándose a nivel subliminal como flores delicadas y femeninas. En el caso nocturno el perfume cubre el segmento informal adolescente siguiendo un enfoque pulcro y no estridente, pasando del rango de fiestas a cenas semiformales o reuniones con amigos combinando un carácter delicado y de chispa no estridente, proyectando una estela que es adecuada para espacios limpios como una casa, pudiendo alcanzar en algunos casos una buena proyección en eventos formales en zonas calurosas donde no se requiera de un perfume denso o de alta estela concentrada. A nivel romántico la estructura floral se siente receptiva, correcta y de ánimo equilibrado, balanceando ideas de inocencia con una sensualidad no explícita tanto para salidas con pareja conocida como en conversaciones con alguien que se conoce por primera vez. Rango de edad entre 20 y 60 años.

Manifesto L'Elixir by Yves Saint Laurent

Esta fragancia del 2013 es la primera variante que prepara la casa del diseñador francés ya fallecido Yves Saint Laurent para el perfume Manifesto del 2012, con L'Elixir respetando la estructura base de la versión original pero aumentando algunas porciones aromáticas de manera precisa a modo de un concentrado o elixir que mantiene la faceta sensual y elegante de la línea. El envase usa la misma botella de Manifesto, consistente en un frasco con forma de reloj de arena o silueta de una mujer donde se ubica un cristal facetado a modo de cintura, invirtiendo los colores originales dejando los extremos de un color morado que imita el acabado de una amatista y con el centro dando la idea de un diamante transparente, conservando los rasgos principales del tapón dorado. En los sitios de YSL Beauty y de YSL Experience destacan que las notas básicas del perfume son: tuberosa, jazmín, vainilla y molécula de cashmeran.

En partida el perfume destaca por una nota de vainilla intensa que se percibe a distancia, cercana a bizcochos y de características tibias y densas, dejando ver a nivel solapado sobre los 5 minutos un tono amargo de la familia de las naranjas y las mandarinas que cobra fuerza sin superar el nivel de base y por momentos dejando una impresión de flor de azahar intercalada, con la combinación dando aproximaciones dulces hacia granos de tonka a los 15 minutos que reciben aportes de almendras y de grupos florales que en comparación con la vainilla se sienten neutros por el lado del jazmín al llegar a los 20 minutos. En fase media a 30 minutos el aroma se inclina a granos de tonka dulces y recargados, con una veta fresca cercana a lirios del valle que luego se abre a retornos de flor de azahar y de jazmín que dejan la impresión de un punto de Lou Lou de Cacharel escondido en la base y muy solapado, con las almendras mezclándose con la tonka y dando la idea de una madera untuosa, llegando a 1 hora con una idea de notas densas e intensas combinadas como una masa aromática donde se distingue un retorno de vainilla densa más amaderada con una flor que contiene una traza vegetal. A las 2 horas el perfume mantiene su presencia ambiental centrada en vainilla tibia, con vetas florales que se mueven a lo largo de la vainilla casi a nivel de base y creando puntos también tibios que combinan partes de jazmín y flor de azahar de aspecto vegetal combinadas con otra flor cargada al polen y más densa que por momentos se aproxima a mimosas por un dejo de almendras asociado, rebajando la madera y aproximándose rápidamente al aroma al tono de Fantasy de Britney Spears, presentando a las 3 horas un efecto vegetal que se superpone a la vainilla como un complemento y que parece un vestigio de flor de azahar, reduciéndose a un mínimo el resto de las flores en favor de tonos tostados de madera y vainilla que crean la idea de una confitura basada en un fruto como un efecto de la presencia de tonka, con pequeños puntos especiados que producen picor en nariz, teniendo a las 4 horas retornos de naranja en un formato confitado que reduce parte de la vainilla dominante, resaltando la base de madera y permitiendo el ascenso de un jazmín con flor de azahar más fresco que trae similitudes breves con Midnight Poison y Pure Poison de Dior. Al superar las 6 horas el perfume presenta un equilibrio entre el bloque de vainilla y el grupo floral que toma un aspecto más limpio, intercalando vetas de madera y de alimonados frescos que siguen moviéndose de una manera lineal como en las etapas anteriores, existiendo una mayor presencia del almendras a las 9 horas y un desarrollo de grupos especiados dulces que combinan tonos de ámbar con jengibre y canela, llegando a las 12 horas con un acabado más tostado y amaderado que crea variaciones hacia el chocolate en la vainilla, con las especias abriéndose a jengibre con picores de clavo de olor seguido de vestigios florales de la familia de las rosas oscuras y las violetas junto con una impresión de iris como aroma de maquillaje y lápiz labial. En fase final al alcanzar las 24 horas de aplicado el perfume mantiene una estela ambiental notoria a distancia sin caer en un enfoque denso, con una mayor presencia de florales ligeros y aromáticos por el lado de la flor de azahar, el jazmín, la gardenia y una sensación de tuberosa por un aire a duraznos y damascos que es común con el grano de tonka, y que sumados a un tono extra de ámbar dejan una impresión de vainilla dulce cercana al centro característico de Kenzo Amour y a algunos momentos de evolución de Allure de Chanel en su versión Eau de Toilette, con un tostado delicado al fondo que se aleja de la línea de la madera y complementa la vaina de vainilla.

La fragancia se siente como una expansión de la veta de vainilla de la versión original de Manifesto, llevándola a niveles dominantes para presentar variaciones de profundidad por sí sola y con el resto de las notas actuando como un complemento, reenfocándose a nivel de diario a situaciones relacionadas con el invierno y siguiendo un carácter mucho más formal que evita por completo las situaciones deportivas. En oficina la fragancia se hace notar en pasillos al caminar, destacando un efecto memoria bueno por lo lineal del aroma y que es fácil de reconocer por su similitud con Fantasy de Britney Spears, reduciendo la posibilidad de sentirse como un clon por las notas extras de madera tostada apreciables a menor distancia, apuntando a una mujer de vestuario bien cuidado y que busca proyectar seriedad o complejidad, dejando de lado una imagen de feminidad al plantear ideas de una manera más masculina. A nivel nocturno el aroma destaca en segmentos semiformales y formales contaminados, como galas y fiestas de matrimonio donde es capaz de equiparar el aroma de los perfumes de la competencia, sintiéndose intenso o intrusivo con la comida en una cena íntima o en una reunión en casa, dando una idea rígida y poco dinámica en alguien joven en una fiesta informal. En lo romántico las vetas densas de vainilla crean un efecto narcótico que atrae y crea curiosidad ante desconocidos en su primera etapa, cercana a una "femme fatale" de aspecto agresivo en situaciones de invierno, suavizándose en su segunda etapa pero todavía apelando a ideas oscuras sensuales. Rango de edad entre 25 y 60 años.

Instinct for Him by Avon

Esta fragancia del año 2013 aparece acompañada de una edición para mujer, con ambos perfumes destacando como temática común el despertar del instinto como medio de provocación sensual y como motivador para conseguir que los sueños propios se vuelvan realidad. El envase presenta puntos comunes con su par femenino en el uso de diseños animales como una serie de franjas horizontales que recuerdan la piel de un tigre y unas manchas en la zona del spray similares a las de una jirafa, diferenciándose esta edición en una botella más alta y que eleva su parte más ancha a la zona de las hombreras, aplicando también un efecto de gradiente en el vidrio que comienza en negro en la parte superior y remata en transparente en la base. En los sitios internacionales de Avon señalan en las descripciones que las botas básicas de la fragancia son: mandarina, salvia y madera de ébano.

En partida la fragancia toma un carácter clásico con un giro funcional, con una mezcla de enebro sobre la cual se desarrolla una nota de menta herbal que da un aspecto frío a la fragancia, sumando a los 5 minutos una apariencia vestigial de lavanda que termina fusionándose con la menta, agregando a partir de los 10 minutos vetas incipientes de especiados por el lado de la nuez moscada que crean un efecto más serio y menos deportivo, afinando a los 20 minutos un punto de jengibre vivo y de aspecto dulce. En fase media a los 30 minutos la fragancia sostiene una mezcla de jengibre sobre enebro, bajando el aporte de menta y reemplazándolo por una mandarina concentrada que va alineada con el jengibre reduciendo parte de su brillo, creando nuevos matices que van por ajenjo y sándalo al agua que traen recuerdos de la fase final de Jazz de YSL con un borde de cuero fresco, repuntando a 1 hora la sección de especiados que toma un cuerpo de agua fresca de manera alineada con el enebro. A unas 2 horas de aplicado el aroma baja su intensidad mientras mantiene algunas características de Jazz, aumentando la sensación de cuero al agua con ajenjo que recupera parte del enebro inicial y que tiene un aporte discreto de una base especiada también al agua y de bajo picor centrada en nuez moscada, aumentando a las 3 horas la presencia de maderas ambaradas que conservan una cercanía con cuero y manteniendo un hilo de jengibre al agua que se confunde a las 4 horas con un fondo de enebro más silvestre que repunta el ajenjo de Jazz. En torno a las 6 horas la fragancia rebaja a la base la combinación de cuero con ajenjo, recuperando las porciones especiadas al agua que comienzan por un jengibre de aspecto más licoroso que recuerdan un tipo de resina al ámbar y que se enfocan a cardamomo suave con nuez moscada y sándalo a las 9 horas, manteniendo una veta notoria más fría de enebro que asume la línea de licor y que resalta componentes verdes discretas que van por ajenjo y retornos de menta, destacando a las 12 horas una variante del jengibre que trae una idea de cáscara seca de naranja que potencia el grupo de madera con ámbar, rebajando a los especiados a un cuerpo de agua. En fase final a las 24 horas la fragancia presenta una baja en intensidad sobre una mezcla aromática que mantiene la mayoría de las notas de las fases anteriores, con una base cercana a madera y cuero fresco al agua que se combina con especiados también amaderados que ahora muestran mayor cercanía a pimienta que a jengibre, acompañado de un aura de bosque similar a un pachulí con enebro en reemplazo del ajenjo.

La fragancia mejora el enfoque tradicional que suele proponer Avon para sus productos masculinos, manteniendo una característica común especiada pero dándole a la mezcla final una faceta más sobria y elegante mientras conserva un centro dinámico de diario y sin caer en un extremo antiguo o recargado al verde, con una tendencia que apunta al verano y pudiendo tener un comportamiento invernal de interiores dependiente de la cantidad aplicada, abriéndose a actividades deportivas en espacios abiertos o en el gimnasio. En oficina el perfume se apega a una imagen limpia y correcta, sin gastar esfuerzo en ostentar complejidad y saliendo del paso en reuniones simples con colegas y al moverse en pasillos sin crear intrusividad, con el efecto memoria sufriendo por la falta de una estela intensa o del uso de notas atípicas y manteniéndose en un rango mediano. A nivel nocturno la fragancia cubre el segmento de salidas con amigos presentando pocas restricciones de uso de acuerdo al clima, ya sea en fiestas, en una barra de pub o juntándose en una casa, perdiendo efectividad si se le fuerza a situaciones de mayor formalidad. En lo romántico el perfume mantiene una línea correcta de atractivo medio, apropiada para salir con pareja conocida, pero también estando al borde del aroma de disfrute personal y teniendo mejor potencial de uso y libertad de cantidad aplicada en la piel por este lado. Rango de edad entre 25 y 60 años.

Instinct for Her by Avon

Este perfume del año 2013 aparece como una colección que considera una edición femenina y otra masculina, ambas teniendo como tema principal el uso del instinto para despertar situaciones sensuales y apasionadas, que lleven a vivir una aventura y a conseguir que los sueños de uno se vuelvan realidad. El envase plantea un diseño común para hombre y mujer que se caracteriza por unas vetas horizontales grabadas en el vidrio de la botella y que dan la idea de un diseño animal tipo tigre o cebra, con el frasco femenino usando un vidrio transparente con un pequeño efecto dorado que deja ver un líquido amarillo y con la forma de la botella teniendo una zona más ancha en su punto medio a modo de caderas de una mujer, agregando un motivo de manchas oscuras como las de una jirafa en la zona del cuello bajo el spray. En los sitios internacionales de Avon destacan que las notas principales del perfume son: notas verdes, camelia y sándalo.

En partida la fragancia presenta un enfoque relativamente estándar, con una mezcla de fresias y dejos de pera cruzados por un fondo verde cercano a jazmín que agrega sobre los 5 minutos una impresión de rosas secas y polvosas, desarrollando sobre esta base a los 10 minutos una participación de frutos rojos suave que remata a los 20 minutos en una peonía discreta que sigue asociada a fresias. En fase media a 30 minutos el perfume mantiene una tendencia rústica y polvosa que sigue girando en rosas secas, aumentando la línea de jazmín que absorbe una mayor carga herbal dando ideas de tallos de flores y de una cercanía momentánea a lavanda y salvia, llegando a 1 hora a una mezcla dominante en la familia de los verdes que recuerda a hierbas aromáticas ligeramente alimonadas mezclada con fondos de jardín a la madreselva y un tallo de rosa oscura exagerado que bordea el pino, el pepino, el té verde y el enebro. A las 2 horas la fragancia incorpora la veta verde dentro de un repunte de grupos florales más concentrados dándoles un aspecto de jardín, sosteniendo las ideas de peonías y fresias con jazmín y agregando una nueva flor más dulce y densa que absorbe grupos frutales maduros ácidos al mango y a la maracuyá enfocándose en una magnolia o una rosa sintética, teniendo a las 3 horas retornos a jazmín con un aire a camelia con té verde como en Green Tea Camellia de Elizabeth Arden pero en un formato más seco y cercano a rústicos de enebro, bajando su intensidad a las 4 horas mientras agrega puntos florales dulces de jardín que incluyen claveles y trazas rojas frutales de peonías que equiparan al grupo verde. A partir de las 6 horas la fragancia controla la porción verde inclinándola hacia el grupo floral, haciendo un paso intermedio por lirios de valle combinados con té verde que siguen afinándose hacia el lado dulce y que evolucionan a jazmín jabonoso con peonías rosadas a las 9 horas, rematando a 12 horas a un acabado más cercano a miel, ámbar, polen de madreselva y un fondo frío limpio de jazmín con enebro y trazas de pepino que reemplazan al té verde. En fase final a las 24 horas el perfume baja la presencia de florales estabilizándose en un tono más cercano al calone y al pepino que contiene referencias bajas a frutos rojos y alimonados, sintiéndose al cabo de unos minutos la idea de una rosa ácida al fondo con un neutro de lirios del valle que mantiene un aporte vegetal al aroma.

La fragancia presenta una partida falsa de estilo frutal que con el tiempo se vuelve más silvestre, paralela al estilo de perfumes con aroma a praderas de Victorinox pero todavía sustentando en la base un aroma a jardín de flores, dando una primera apariencia de uso de diario primaveral de exteriores sin apuntar a intenciones sociales y con cierto apego a un enfoque de disfrute personal, sin sentirse como un aporte funcional para actividades deportivas por la traza dominante de secos verdes que tiene. En oficina la fragancia se apega a un perfil discreto no estridente pero que cumple con no proyectar intrusividad en espacios de trabajo compartidos, sintiéndose más cercano al uso cotidiano que al de interacción con colegas o el de complemento a la imagen de alguien confiada que presenta ideas, teniendo un efecto memoria que oscila entre el mediano y el bajo. A nivel nocturno el perfume se expresa de mejor manera y con más soltura en momentos informales admitiendo sobreaplicaciones en espacios contaminados para ser perceptible a corta distancia, con las vetas verdes secas complementándose con las apariciones de frutales rojos y flores dulces en reuniones simples con amigos, perdiendo efectividad y presencia al ser llevado a situaciones formales donde no puede hacer un gran aporte de notas complejas o elegantes. En lo romántico la fragancia mantiene un carácter femenino pero sin potenciar una imagen sensual o conquistadora, con la veta seca silvestre principal teniendo momentos que no apuntan a acoger y que se sienten más cercanas a un frescor de disfrute personal. Rango de edad entre 20 y 60 años.

Tonka by Kokeshi

Esta fragancia del año 2012 es parte de un lanzamiento conjunto que comprende un total de 5 perfumes de orientación infantil y que consideran aromas para niños, niñas y unisex, inspirándose en las muñecas japonesas de madera llamadas Kokeshi y son pintadas a mano para representar un mensaje alegre, con la colección cubriendo los sentimientos de Amor, Suerte, Amistad, Belleza y Fuerza, en particular con Tonka siendo la única propuesta masculina del grupo y que representa la fuerza de un samurai por medio del aroma de un grano de tonka. El envase respeta la forma cilíndrica con extremo esférico de una muñeca Kokeshi, con la versión tradicional mostrando un niño vestido de kimono azul con un relieve en la zona del tapón para representar el nudo de un cintillo, con la edición especial decorada por la artista Valeria Attinelli manteniendo la misma forma y el nudo del cintillo en relieve, pero cambiando el decorado del kimono a un estampado multicolor que incluye la frase "I Am The Boss", agregando un parche tipo pirata en el ojo izquierdo de la cara del niño. En el sitio de Parfums Kokeshi destacan que las notas aromáticas principales de la fragancia son: notas frescas, madera y granos de tonka.

En partida la fragancia presenta un aroma relativamente seco que recuerda la base de algunas fragancias masculinas de los años noventa, con un fondo de madera, tabaco y ámbar que evoluciona de madera gradual hacia resinas fragantes con un aire aparente de florales, teniendo en este punto un comportamiento unisex que incluye tonos de maderas tibias a los 10 minutos y que se estabiliza a los 20 minutos en una resina más fragante con aporte de alimonados que no alcanza todavía el aspecto de un grano de tonka de perfumería. En fase media a los 30 minutos la fragancia toma un aspecto más profundo y oriental, con ideas de inciensos dulces no ahumados que incluyen una traza de jabonoso de mandarina o jazmín, sobre una base de madera suave con aporte de ámbar dulce, teniendo momentos de alza de polvosos dulces tipo polen de lirios del valle a 1 hora del inicio. A las 2 horas la fragancia aumenta el dulzor de la resina, acercándose a la idea de un grano de tonka que contiene referencias a ámbar y duraznos, tomando por momentos un matiz complejo por el lado oriental que recuerda a inciensos e incluso a porciones de fragancias artesanales más complejas como Méharées de L'Erbolario y Ormonde Man de Ormonde Jayne, bajando en intensidad a las 3 horas y reduciendo el aspecto untuoso de la resina al agregar unos puntos discretos de especiado suave menores a una pimienta con una traza de madera, asumiendo a las 4 horas un acabado mas polvoso y menos profundo en el rango de las resinas. A partir de las 6 horas la fragancia comienza a suavizar su intensidad pasando su aroma a un ámbar jabonoso combinado con dulce de ládano mezclado con un punto verde impreciso de bosque que no llega al nivel de un enebro o pachulí, mostrando a las 9 horas una variante hacia cedro fresco y ligero que incluye un punto muy pequeño de pimienta que se siente en la fondo de la nariz al oler, teniendo un repunte de resinas orientales a las 12 horas que se centran en ládano alimonado con madera y tintes polvosos. En fase final al llegar a 24 horas el aroma sigue bajando en intensidad presentando una sensación más polvosa cercana a especiados, con un fondo de cedro que repunta en reemplazo de las resinas y que incluye una veta sucia levemente verde tipo pasto o pradera cercana a manzanilla o camomila.

Si bien la fragancia apunta a un público infantil masculino, el tono de resinas central muestra aproximaciones orientales similares a los de algunos perfumes nocturnos femeninos, dando a nivel de diario un enfoque unisex inicialmente invernal que luego pasa a un veraniego de interiores, teniendo poca disposición hacia actividades deportivas intensas de alta transpiración. En oficina el aroma se siente grato y con cierto grado de complejidad oriental en sus primeras horas, moviéndose en un rango de resinas dulces con maderas que mantienen el carácter unisex, aunque por estela y por similitud con la base de otras fragancias presenta un efecto memoria que se puede considerar como mediano. En el escenario nocturno el perfume mantiene la tendencia unisex de una manera más reposada y centrada en círculos sociales pequeños y más acogedores que se alejan de fiestas dinámicas con alta contaminación ambiental, sintiéndose lineal y más bien personal que social si se le lleva al extremo formal. En el caso romántico la fragancia se siente grata y receptiva a baja edad, tanto en hombres como en mujeres, pasando a un nivel más cotidiano y personal a mayor edad. Rango de edad entre 15 y 45 años.