Realiza una Búsqueda

Reveal by Calvin Klein

Esta fragancia de mediados del 2014 aparece como una nueva línea paralela a otros lanzamientos de la marca del diseñador Calvin Klein, como Euphoria, Eternity y CK One, con Reveal apuntando a ser un aroma de corte sensual que se inspira en el juego de seducción entre un hombre y una mujer quienes se enfrentan con igualdad de ventajas, proponiendo a la vez una nueva familia aromática que recibe el nombre de Solar Oriental. El envase considera una forma de botella cuadrada de frente inflado como una almohada, con el tapón ocupando la porción diagonal superior izquierda del frasco y usando un color plateado donde aparece en un borde el nombre del perfume, con el resto del envase en vidrio mostrando un líquido en tono ambarado. En el sitio Explore Calvin Klein destacan que las notas principales del perfume son: sal, pimienta rosada, pimienta negra, pimienta blanca, iris, ámbar gris, acordes solares, sándalo, molécula de cashmerán y musk.

En partida la fragancia presenta una característica alimonada breve y solapada en segundo plano, mezclándose pronto con un picor discreto que no alcanza a llegar a la familia de las pimientas y que se aproxima con rapidez hacia un mentol de eucalipto al llegar a los 5 minutos, dejando a partir de ese punto la idea de una esencia concentrada de cedro que se abre a los 10 minutos a una madera tibia y ligeramente licorosa que reúne características de una molécula de cashmerán, con esta tibieza manteniendo un desarrollo que deja ideas en torno a los 15 minutos de una flor neutra y de baja aromaticidad que combina gardenias con crema, volviendo a presentar a los 20 minutos un punto de mentol. En fase media a los 30 minutos el perfume presenta una evolución del mentolado que sigue una veta verde silvestre que recuerda a manzanillas o camomila tosca que por momentos dan un dejo de hierba alimonada más sucia que una verbena y más simple que un vetiver, manteniendo un ascenso en la madera tibia al cashmerán que incluye referencias a almendras dulces y un licoroso de resina a 1 hora de aplicado, con dejos de anisado de violetas y regaliz combinados con grupos difusos de iris, lavanda depurada y ámbar gris en segundo plano, más un mínimo de confitado de pachulí común con los tintes de mentol, verdes y resina en segundo plano. A las 2 horas el perfume apunta hacia variantes de pachulí verde que contienen las trazas herbales silvestres de manzanilla, sosteniéndose sobre un tono tibio que pasa de cashmerán a un ámbar anisado con tintes de violeta alejándose del formato más masculino a la lavanda de un ámbar gris, por momentos mostrando efectos de Lolita Lempicka en su versión clásica y de Alien de Thierry Mugler pero muy diluidos y combinados con musk que aporta una tibieza dominante, siguiendo a las 3 horas centrado en un pachulí de presencia pálida con fondo ambarado levemente al caramelo donde vuelve a surgir una madera limpia con dejos de especiados que nuevamente no llegan al nivel de una pimienta y se estancan en canela o cáscara de nuez moscada de baja aromaticidad y picor esporádico, aligerándose el aroma a las 4 horas en un acabado que recupera la madera pero con mayor cercanía a caramelo y vainilla con aportes verdes levemente alimonados que toman un aire de menta de crema dental seguido de un rasgo salado cristalino en nariz de bajo impacto. A las 6 horas el aroma se suaviza reduciendo las maderas para dar espacio a un tibio neutro cercano a un floral blanco manteniendo a nivel ambiental una línea de pachulí, conteniendo un brillo de playa que contiene referencias acotadas a salado y a brisa de playa que decae a las 9 horas al resaltar un aporte de flor cremosa neutra con retornos de lavanda y violetas teniendo el perfume a estas alturas y por primera vez un acabado más femenino, persistiendo a nivel ambiental el pachulí con una potencia todavía notable a distancia de conversación, volviendo a ascender la madera a las 12 horas y absorbiendo al pachulí dejando espacio para un acabado de picor discreto que no alcanza a llegar a un especiado y que se aproxima con fuerza hacia ámbar. En fase final después de 24 horas el aroma reduce su intensidad entregando un acabado que gira en tibios cercanos al ámbar con un borde de ládano, incluyendo porciones ácidas cercanas a un frutal tipo piña o mango con aires de bronceador pero qué es restringido por una línea verde todavía potente de pachulí.

La fragancia sigue una línea atípica que se distancia de los estilos femeninos estándares, mostrando poca presencia de flores o frutas y apegándose a vetas oscuras con trazas verdes que traen recuerdos de Angel de Thierry Mugler, con un inicio que incluso posee un rasgo de madera masculina y que se sostiene en una tibieza oscilante que a nivel de diario posee características atemporales que favorecen situaciones invernales que se abre hacia el final a eventos primaverales y veraniegos sin un excesivo calor, careciendo de puntos funcionales frescos que favorezcan su uso en actividades deportivas. En oficina el perfume comienza con un acabado notorio en madera y licor que no calza del todo en una orientación autoritaria, agresiva o profesional, apegándose a líneas potentes pero en un grado personal que se vuelven más empáticas y suaves hacia el final conservando una línea semiformal, con el efecto memoria quedando en mediano por la dificultad de diferenciar la nota central de maderas de otros perfumes incluso de la misma marca como Euphoria que presenta un aspecto más potente y particular. En el caso nocturno la fragancia tiene mejores posibilidades de desarrollarse que en la oficina y en el día, admitiendo mayores dosis y tomando un perfil más relajado en salidas con amigos y fiestas pero todavía con una preferencia invernal, sosteniendo una tibieza grata en eventos sociales íntimos pero comenzando a perder presencia a medida que se acerca a eventos de corte formal. En lo romántico los tintes de madera y verde iniciales restringen un acercamiento sensual como lo plantea el concepto original del perfume, comenzando a volverse más empático hacia el final dentro de un marco de pareja conocida, con la madera creando un acabado más elegante que crea oscilaciones hacia una orientación personal. Rango de edad entre 25 y 60 años.

Portos by Balenciaga

Esta fragancia aparecida en 1980 y perteneciente a la casa francesa Balenciaga, propone un enfoque aromático propio de la década consistente en mezclas de familias aromáticas insertas en proporciones altas que crean una gran estela, con el nombre pudiendo interpretase como una variante del portugués de "puertos" como un lugar seguro en el que pueda estar un hombre, alineándose en este sentido con los afiches publicitarios de la época que muestran a un hombre sobre los 30 años en situaciones relajadas y que sabe controlar con un aire de alta sociedad, como cuidando un caballo, subiendo a un automóvil, dirigiendo el timón de un yate y leyendo el diario en traje y corbata, ocupando el lema de "Viril, affirmé, convaincant" (en español "masculino, seguro, convincente"). El envase considera una botella plana en vidrio transparente de bordes curvos que se reducen en la parte superior e inferior y rematada en un tapón cilíndrico dorado, destacando un líquido de color amarillo intenso. En el sitio de Balenciaga Fragrances no aparecen menciones de este perfume al encontrarse en un estado de descontinuado, sin que se cuente con un listado oficial de notas.

En partida la fragancia presenta un aire de pino qué se enfoca pronto en un romero bastante natural y dominante que se sostiene por encima de los 5 minutos, reuniendo características de mentol de la primera impresión de pino y que incluye tintes terrosos en torno a musgo que aproximan a la fragancia a una impresión de bosque a los 10 minutos, con la base de musgo y mentol moviéndose hacia un ciprés con secos de cuero y aires de pachulí a 15 minutos, incluyendo esta última capa verde tintes terrosos de cocina provenientes de semillas de cilantro a los 20 minutos. En fase media los 30 minutos se reduce la potencia del romero, el cual se mantiene como nota dominante del perfume pero con menos estela aromática y siendo complementado en paralelo por una madera de la familia del sándalo, desarrollando en torno a 1 hora un acabado más cercano al mentol de un cedro y entregando una mayor profundidad en matices secundarios de bosque que consideran cuero, musgo, jengibre y trazas de orégano como variante del romero. Después de 2 horas el aroma se vuelve más oscuro y aumentando a la vez su complejidad aromática, con los tintes de madera incluyendo una traza similar de civeta que tiende a cuero húmedo, con picores discretos menores a una pimienta y que contienen amaderados en torno a canela y nuez moscada, mostrando a 3 horas una mayor riqueza que comprende florales de perfumería masculina clásica en jazmín con claveles ásperos y mentoles que se unen al ciprés y al cuero con musgo, con un tinte particular con rasgos de pradera que da la idea de un ajenjo, sosteniendo a las 4 horas una intensidad aromática alta que contiene varías familias aromáticas, aumentando el picor de especiado en la base que se mezcla con madera y cuero húmedo dentro de las notas destacadas, sumando un tinte de miel ambarada que deja la idea de un ládano terroso o turbio, y con los mentoles derivando del ciprés hacia un pachulí de bosque que está acompañado por un musgo que contiene características de incienso, más un retorno del aire de cocina al orégano como variante de la aparición de ajenjo. A las 6 horas la fragancia cambia su enfoque, pasando a una línea más fresca y floral con características de agua que relajan la potencia de los grupos especiados y amaderados, dejando en nivel superior un mentol que absorbe los picores y las características ásperas del musgo y que presenta ocasionalmente un punto turbio de comino, yendo hacia aceite de limón con lavanda y dulzores de miel y ládano que rematan en ámbar, repuntando algunas notas de cocina que están en un punto medio entre verdes y especiados y que recuerdan a semillas de cilantro y pimienta blanca con jengibre, comenzando a mostrar a las 9 horas un aspecto más jabonoso al insertar el musgo, las maderas y la canela con nuez moscada en un agua especiada que se asocia con lavanda fresca, retomando a las 12 horas vetas de madera sucia que se combinan con incienso ahumado, comino y civeta que se alinean con el acabado a la tierra de los especiados que se funden con el musgo como una variante menos fragante de cuero, perdiéndose la mayoría de las capas verdes y manteniéndose al fondo un ámbar menos amielado. En fase final a las 24 horas la fragancia presenta un nuevo brillo que va por florales blancos y limón pero qué tiene corta duración, volviendo una capa de especiados a la tierra en cardamomo, nuez moscada y canela con restos de orégano, conservando en la base una resina sucia de la familia del ámbar y con un dejo de miel de ládano, mostrando en la base puntos de bosque en musgo y ciprés.

El perfume desde sus inicios muestra un apego a una época de perfumería clásica, caracteriza por el uso simultáneo de varias familias aromáticas y con una profundidad que muestra la presencia de varias notas al mismo tiempo que se solapan entre sí, tomando en el escenario de diario una presencia potente y no relajada se se mueve de manera atemporal por las estaciones del año, entendiéndose como un producto no deportivo. En oficina el aroma tiende a asociarse con una faceta madura, ya sea por edad o a nivel de experiencia y conocimiento ganado, con las mezclas de madera y especiados dando preferencia a un vestuario elaborado que complemente la idea de un perfume escogido como una opción para mostrar elegancia y complejidad en familias aromáticas mixtas en lugar de una mezcla que se ha mantenido por décadas como una herencia sin cambios, con el efecto memoria estando sujeto a interpretación al destacar por un lado un aroma que sale del promedio de las tendencias comerciales actuales, pero con la composición careciendo de puntos que lo distingan de otros perfumes que también pertenecen a la misma época. A nivel nocturno el perfume sigue apegándose a segmentos de edad no adolescentes y que poseen una personalidad fuerte, aguantando reuniones con amigos en lugares con alta contaminación ambiental y de manera colateral pudiendo resultar intrusivo o intimidante en eventos realizados en círculos más pequeños como cenas íntimas y reuniones en casa de un conocido, a nivel formal todavía presentando potencia pero con un aire de oficina que da una idea jerárquica menos flexible y menos elegante. En lo romántico la mezcla de aromas no se enfoca en mostrar una línea aromática grata de corte sensual, privilegiando complejidad y potencia asociada a un disfrute personal. Rango de edad entre 35 y 60 años.

Love Diamonds Love by Ágatha Ruiz de la Prada

Esta fragancia del 2015 corresponde a una de las edición limitada que prepara cada año la marca de la diseñador española Ágatha Ruiz de la Prada, para varios de sus productos, en este caso para Love Love Love y que se suma a otros lanzamientos similares como Love Glam Love, Love Forever Love y Love Summer Love, con Love Diamonds Love proponiendo un enfoque elegante y nocturno dentro de un perfil no complejo. El envase repite la botella diseñada para Love Love Love y que ha sido usada por las siguientes ediciones limitadas, distinguiéndose esta versión por unos decorados con brillantes en la cara superior con el líquido apegado a una tonalidad dorada. En los sitios de Ágatha Ruiz de la Prada aparecen pocas referencias a este perfume y que se centran en los países donde se ha lanzado, sin que se cuente con un detalle de sus notas aromáticas.

En partida el perfume asume una presencia ligera que se basa en un aire de piña mezclada con mandarinas y bergamotas sobre una tibieza frutal que a los 5 minutos gira en duraznos al musk y que evoluciona hacia gardenias secundarias a los 10 minutos, comenzando a mostrar sobre los 15 minutos un acabado más denso que contiene resinas dispersas y acaramelado de pachulí al llegar a 20 minutos. En fase media sobre los 30 minutos el perfume asume un formato dominante de pachulí verde de perfumería, similar al de Angel de Mugler en formato Eau de Toilette por una traza de piña pero asumiendo un formato más atalcado y polvoso por influencia de flores neutras que no alcanzan a surgir, sumando puntos sucios de madera, tallos y raíces al cabo de 1 hora de aplicado con un nuevo dulzor rojo al fondo que recuerda peonías y grosellas con un punto común en acidez de piña. Sobre las 2 horas la fragancia pierde el acabado de pachulí que tuvo un dominio corto desde la etapa anterior, reemplazándolo por mezclas vegetales equivalentes a raíces de vetiver pero dulces y mezcladas con ámbar sucio que contienen un mentol apagado que se confunde con florales opacos de gardenia y flor de azahar de bajo brillo alimonado, rozando por momentos este mentol una nota de cuero con húmedos de bosque, con el ámbar teniendo una evolución hacia polen con mimosas que siguen un perfil apagado dentro de la mezcla vegetal, volviendo la impresión de pachulí verde a las 3 horas pero focalizada en un plástico vegetal de flor de azahar sobre una base de jabón al musk con cercanía a jazmín y aldehídicos de detergente con dejos de limón, volviendo a las 4 horas a una variante más tibia de musk montada sobre flores limpias que relegan a la base aportes turbios de baja presencia que siguen un perfil de bosque en pachulí mentolado y frío con musgo, cuero y madera que crean una distorsión que se asocia con moras en un nivel mínimo. Al superar las 6 horas la fragancia da un paso a grupos florales de jazmín clásico cercanos a violetas que derivan del punto de mora pero que tienen una presencia acotada, desapareciendo a las 9 horas junto con una baja de intensidad que favorece tonos de musk con secos de madera ligera que se confunden con verdes limpios, dando a las 12 horas una impresión de calone y acabados acuáticos que recuperan flores tenues de lirios del valle y flores de azahar depuradas. En fase final a las 24 horas la fragancia baja en intensidad pero concentrando la mayoría de sus notas en un grupo que deriva de la impresión de vestigios de moras y que se desarrolla en jazmines, con un aporte de violetas que es complementada por una interferencia de calone.

La fragancia llama la atención por un comportamiento oscilante que comprende saltos desde grupos a la mandarina hacia flores, luego pachulí y finalmente un acabado al musk limpio, siguiendo en esta evolución en enfoque de diario que puede asumir un desplante atemporal al no calzar de todo a nivel funcional con una época particular del año, manteniéndose distante de actividades deportivas. En oficina el desplante del perfume es discreto, teniendo momentos más oscuros y apagados a partir de las 2 horas que reducen su brillo y afectan su efecto memoria al moverse las notas de manera compacta sin resaltar una veta que destaque del promedio, pudiendo apelar a mayores dosis pero entrando en este caso en una situación intrusiva entre colegas. En el campo nocturno el perfume pude destacar de manera intrusiva y basándose en una nota verde punzante al recurrir a sobreaplicaciones, algo alejada de un perfil juvenil alegre y apuntando hacia cenas y eventos protocolares hasta el nivel semiformal, sintiéndose sencillo en el extremo formal de galas y matrimonios. En el escenario romántico las presencias verdes mentoladas pueden crear distancia con personas que se conoce por primera vez y perdiendo terreno al buscar una intención de conquista, teniendo un efecto similar en salidas con pareja conocida. Rango de edad entre 25 y 60 años.

Azul by Monix


Esta fragancia, con una fecha de creación estimada en 1998, forma parte de las creaciones de la marca Monix fundada en Chile en 1938 y que fabrica perfumes de manera propia desde 1954, con Azul correspondiendo a una propuesta masculina clásica de la familia cítrica chiprés donde el tema central del color azul apela a rasgos acuáticos marinos fríos. El envase considera una botella de vidrio transparente con caras rectangulares complementadas por un tapón plateado, con el nombre de la fragancia escrito en letras de gran tamaño y separadas en 2 sílabas por línea como fondo junto con una barra vertical amarilla donde se detalla nuevamente el nombre del perfume, el formato tipo loción equivalente a Eau de Toilette y la cantidad de perfume contenida en la botella, con el líquido tomando una coloración celestre. En el sitio de Monix basado en Chile destacan para el perfume las siguientes notas: limón, bergamota, notas ozónicas, rosas turcas, geranio, vetiver, pachulí, musgo y musk.

En partida la fragancia se centra en una nota de aspecto marino de perfumería clásica que contiene matices salados sin llegar a algas pero sosteniéndose sobre un cuerpo oscuro de madera dentro de los primeros 5 minutos, dejando en este punto la idea de una base al enebro que se hace más notorio a los 10 minutos y que crea un efecto de agua fría que se ve complementado por especiados imprecisos a los 15 minutos que rondan la pimienta blanca, resaltando nuevamente el cuerpo marino a los 20 minutos como capa dominante. En fase media a 30 minutos el perfume vuelve a equilibrar el aroma de fríos marinos con bayas de enebro que no alcanzan a llegar al nivel de un mentol, incluyendo al fondo un aporte seco y astringente que recuerda aromas concentrados de papel crudo no refinado, cartón o papiro con una cercanía a geranios que se abren a un floral ácido solapado de la familia de las rosas y que consideran un acabado de tallos en la veta inicial de especiado, con los florales ásperos moviéndose hacia petit grain y nerolí por debajo de las rosas que se sienten más clásicas y oscuras al cabo de 1 hora de aplicado. Al pasar 2 horas la fragancia reduce su intensidad combinando un alimonado seco de nerolí combinado con fríos de enebro cercano a notas marinas al no desarrollar una veta verde tipo menta, aproximándose a las 3 horas a un aroma de flor de perfumería masculina que ronda el jazmín, los lirios del valle y el geranio, volviendo a las 4 horas a un frescor de nerolí tipo agua de colonia fresca de baja presencia cítrica donde la baya de enebro se siente como un frutal neutro. A las 6 horas el perfume presenta alzas de capas frías que van alineadas en enebro y en acabados marinos que se aproximan a una menta seca, sumando un punto floral que toma más fuerza a las 9 horas y se apega a acabados neutros en lirios del valle con flor de azahar mesurada que guardan una cercanía con nerolí apagado, aportando a las 12 horas un punto extra dulce ligeramente frutal que parece una turbiedad de bayas de enebro junto con un licoroso mesurado que contiene características de geranios como en Individuel de Montblanc pero más untuoso y solapado a la vez por el seco de nerolí y el frío marino que tiende a maderas aromáticas. En fase final después de 24 horas el aroma baja en intensidad pero apuntando a una faceta más dulce y cercana a florales neutros con aporte de neroli, conservando en el fondo un punto frío impreciso cercano a maderas secas que se aleja de las características de enebro y notas marinas iniciales.

La fragancia se caracteriza por presentar un aroma que posee una primera impresión en notas marinas que bajan sosteniendo un cuerpo de aire frío que evoluciona con el tiempo hacia un agua de colonia fresca y ligera, apegándose dentro de un escenario de diario hacia épocas veraniegas y encajando gradualmente en actividades deportivas con el paso del tiempo. En oficina el aroma se siente relajado y limpio, alejado de enfoques clásicos densos y alineándose con situaciones de corte cotidiano, consiguiendo un efecto memoria que tiende a bajo debido a su estela aromática que no tiene suficiente potencia para ser distinguida a distancia. En el campo nocturno el perfume mantiene características ligeras y limpias entregando suficiente libertad para ser usado en salidas en general y aguantando sobreaplicaciones para aumentar su potencia, pero dentro de un ámbito cotidiano como fiestas y salidas con amigos que comienza a presentar restricciones en espacios contaminados y eventos sobre el semiformal. En el caso romántico el carácter de la fragancia se siente neutro, mostrando mejores características refrescantes para disfrutar de manera personal que forzándolo en busca de un efecto sensual o seductor. Rango de edad entre 20 y 60 años.

L'Extase by Nina Ricci

Esta fragancia del 2015 abre una nueva línea dentro de la serie de perfumes de la marca francesa Nina Ricci, apegándose a un concepto que apunta a los sueños de una mujer, los cuales están alineados con sus deseos más íntimos combinando feminidad y erotismo, manteniendo su esencia propia incluso cuando se está desnuda. El envase consiste en una botella plana de frente cuadrado y bordes redondeados con un tapón formado por un cilindro horizontal dorado, con el vidrio teniendo un decorado en gradiente que va desde un tono morado oscuro en la base hacia transparente en la parte superior, teniendo al frente una pequeña placa dorada con el nombre del perfume y la dirección en París de la casa central de la marca. En el sitio de Nina Ricci destacan que las notas principales del perfume son: rosas, pétalos blancos, pimienta rosada, benjuí, cedro, ámbar y musk.

En partida la fragancia muestra un inicio en piña con frutas maduras de fondo, con un aura de musk que a los 5 minutos se afina en variantes de ámbar, apuntando a los 10 minutos hacia un acabado que bordea el algodón de azúcar, con una proyección mediana donde destaca el efecto de tibieza en fruta madura que no llega a tonka, teniendo oscilaciones hacia vainilla que se sienten a los 15 minutos y que terminan alineándose con resinas dulces al caramelo a los 20 minutos. En fase media a 30 minutos el perfume sigue una línea de piña sobre resina acaramelada con emisiones ambientales de florales que van por rosas rojas dulces que absorben la carga inicial de frutas maduras, sumando una nota con acabado de detergente que se ubica en la base y que contiene referencias de jabón de jazmín no complejo, incrementando el acaramelado a 1 hora de aplicado y centrándose en resinas con ámbar y aportes de un grano de tonka que roza un pachulí depurado que se mezcla con piña y duraznos. A las 2 horas el aroma sigue dentro de una gama de resinas acarameladas con un fragante de tonka asociado a frutas maduras que van en descenso y se alejan del aporte de durazno, con la veta de piña realzando una acidez de rosas que se presenta solapada pero que contiene tintes clásicos de perfumería que se perciben a nivel ambiental como un rebote a una distancia mayor a la de conversación, tomando a las 3 horas un formato dulce más frutal que reemplaza las rosas por peonías y frambuesas con un acabado azucarado más notorio que absorben gran parte de las resinas dejando un residuo en el fondo cercano a maderas tibias, alcanzando un mayor brillo a las 4 horas al diferenciar líneas aromáticas más independientes que consideran como base un fresco de piña con verdes de pachulí y resinas acarameladas, sumando una mayor notoriedad y dominio de frutales rojos con rosas y maderas. A las 6 horas el perfume vuelve a dar un indicio de pachulí dominante como en Angel de Thierry Mugler al reducir la presencia de rosas y bajar a segundo plano el grupo de caramelo de manera compacta, rebalanceándose las notas a las 9 horas favoreciendo un repunte de las resinas seguidas de caramelo y bajando el aporte de pachulí dejando espacio a oscilaciones de frutos rojos más ácidos que asumen el aporte de piña, teniendo un ligero cambio a las 12 horas al incorporar mayores precisiones de flores clásicas al jazmín y a las rosas blancas de perfumería antigua que se suman a la fruta madura roja junto con una apertura de la madera a canela y vainilla. En fase final después de 24 horas la fragancia presenta un acercamiento a frutales rojos similares a frambuesas donde destaca una línea vegetal potenciada por un pachulí que se ubica en segundo plano que también crea un tinte confitado que incluye aportes de resinas ligeramente especiadas, destacando un punto ácido adicional que tiene elementos comunes con piña, rosas y una porción del pachulí.

El perfume combina un enfoque juvenil frutal rojo acaramelado que ya se ha venido repitiendo en otros lanzamientos de la marca como Ricci Ricci y Nina, agregando una complejidad extra en resinas que amplía el rango de edad manteniendo una orientación de diario con cierta amplitud de uso en verano e invierno, moviéndose con más soltura en épocas frías donde se son más apreciados los aportes de tibieza, sin tener el aspecto de un aroma funcional deportivo. En oficina la fragancia entrega una seriedad juvenil que asume un carácter más cotidiano a mayor edad, conservando un aire profesional que se sustenta en maderas perceptibles a mitad de su evolución y aporta empatía en los acaramelados, con un efecto memoria mediano que puede llegar a niveles altos por los puntos particulares de caramelo y madera equiparándose a una variante fresca más atemporal de Euphoria de Calvin Klein. En el escenario nocturno la fragancia presenta una mayor facilidad de uso y admitiendo el uso de mayores dosis, apegándose a una imagen elegante y clásica basada en las rosas con una componente joven en la resina acaramelada que entrega un uso amplio en el rango semiformal pulcro y que puede llegar a casos formales tipo galas o matrimonios. A nivel romántico el aroma se siente grato y medianamente adictivo sobre la mitad de su evolución, causando empatía y curiosidad a distancia de conversación y moviéndose de manera relajada y con confianza con pareja conocida. Rango de edad entre 25 y 60 años.